Blogia
Un viaje de pensamientos

WE JAMMING!

Una chica con el pelo de colores que me lleva 15 días de vida de ventaja, me acerca amablemente hasta la estación, donde empezaré el viaje en buena compañía y compartiendo ideas de bombero y aventuras durante todo el trayecto, que se pasa volando y llegamos a nuestro destino donde nos esperan pacientes y sonrientes los que harán de “cicerone” durante nuestra estancia. Así que aumentamos el grupo de la colonia maña y nos separamos para montar cada uno su campamento (próxima estación).

 

La quedada sale puntual y perfecta, porque el oriundo del lugar nos guía hasta un concurrido garito, donde hay que darle zapatilla y un aplauso por su esfuerzo para la comuna en la algarabía de la barra. Qué buenas las croquetas… muy bien jugao!

Vamos! Que empieza la función y tiene pinta de experiencia única, así es la improvisación, aunque nosotros lo reviviésemos varias veces en los días siguientes… que si deja ya de romancear, que a tu madre vas! Tu-cu-pa-tum-pa-pa- tu-tum…Que tengo las manos heladas y … que si que es duro lo del bricolaje tanto meter, sacar, subir y bajar con pingüinos y gatos. Cuando empieza el “tiempo Jamming” todo puede ocurrir, y cuatro artistas se encargan de que ocurra, solo hay que darles un poquico de ayuda. Qué risas… he dicho!

 

Tanto reír nos animamos y vamos directos a la Buca del Lobo y sin ganas de que la noche termine. Y… ahora qué? Pues que mientras haya cerveza nada nos preocupa y los planes de mañana ya llegarán, porque el mejor plan es que no hay plan, mientras no metas la pata!

Largo camino hasta casa, a descansar y cuando llega el nuevo día tenemos claro que hay que cundir, aunque haga frío la ruta es muy agradable y vistosa, con una de las míticas conversaciones, vamos completando historias, paseando por lo más concurrido y visitando rincones que encontramos, siempre comentando la jugada y siempre entre risas! El caña+tapa ayuda a reponer fuerzas, que si ahora tú, pues yo El Doble, la próxima te invito yo… y así toda la tarde hasta que buscamos el descanso del guerrero y nos encontramos deporte de la tierra para entretenernos. En todas las tiendas, sólo quedaba salsa de guacamole, justo nuestra preferida, y con eso y poco más nos apañamos para pasar el rato.

Estamos a punto de descubrir los peligros de la improvisación, y es que el resto del mundo no lo haga a la vez, así te encuentras con los clásicos del ya estamos cerrando, qué lejos estamos de todo, ufff pa llegar hasta ahí andando, está cerrado o ya le he dicho a tu hermano y a tu prima que No. Al menos el tiempo improvisó con nosotros y se puso a llover, para nuestro regocijo e indiferencia, aunque nos hizo dudar en más de un portal a la vuelta.

Nuevo día, y hoy es la última función, y nosotros tenemos entradas para verla. Así que decidimos “unirnos”, para encontrar el teatro, para llevarnos sorpresas y reencuentros, para intentar mejorar nuestro punto de vista, y para acabar disfrutando, coreando y bailando el espectáculo visual lleno de energía, sentimiento, acrobacias, percusión, alegría y habilidad que nos ofrecieron. Una conexión perfecta con las personas, un gran aplauso y de no haber estado tan lejos hubiésemos acabado bailando entre ell@s y sintiendo todavía más fuerte the spirit of togetherness… GENIAL!

No nos queda más que deshacernos de aquel abogado con una orden de alojamiento, y celebrarlo con unas sidras y unos buenos platos en buena compañía. Y a descansar…

 

Que al día siguiente es lunes lunero, y esos son de los mejores. Porque aunque sea lunes hay que poner al mal tiempo buena cara y echar un partido de fútbol bajo la nieve si hace falta. Me vino muy bien la ruta recién descubierta para poder hacer de guía con ayuda. La concentración era necesaria para mantener las manos calientes y no encontramos gorros de colores, pero si colores vivos en la iluminación nocturna, ambientes tranquilos, música reagge, fotos y aventuras varias, historias compartidas, puesta al día, paseos agradables y más planes improvisados en conversaciones muy agradables. Hicimos el calentamiento con el deportista que representaba nuestra ciudad en el partido de esa noche, volvimos a reírnos y nos despedimos hasta pronto.

Y lo mejor de los lunes, pues siempre pasa por la noche, y vaya si la vivimos, no tenía fin. Ah, no te había contao esto? Pues espera y verás… y con esto te vas a reír! Jajajajaja, pues yo creía que esta te la sabías! Oye, has visto esto? Te acuerdas de aquella qué…? Espera que igual tengo fotos y ya puestos te enseño como contar historias en cualquier momento y a cualquiera, incluso a ti mism@. Haiba y aún no hemos montao la cama…

Mañana tensión con el resto del campamento, se nos han hecho las mil, y más de mil risas han caído… Y aunque ya se sabe que donde estás a gusto buen rato, hay que darlo por terminao en algún momento, así que al día siguiente y aunque sale el sol, la decisión ya está tomada y nos despedimos hasta pronto en la estación, porque pongo rumbo de vuelta, para llegar al ensayo y sentir el espíritu de la unidad y dar alguna sorpresa más…

 

Esta noche cenamos juntos mítico, empezaremos a nadar juntos bombero y nos vemos muy pronto Tucupá. Os esperamos por Zaragoza, croquetas!!!

 

C U

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

jlacu1 -

De hecho vuelvo a leerlo después de dos meses y me acuerdo de cosas.

Qué noche de chinos y catalanes; y qué risas con todos los familiares del Cudeiro.

Pat -

que grande eres pakiko!!Me encanta el resumen de este super finde..muy bueno lo de meter la pata,como lo hagas toda la noxe se va al garete,y el calcetin mojado lo sabe...Pensaba yo escribir tambien algo pero me has dejado el list'on muy alto asi que lo pensare...nos vemos en los bares
un besazo!

jlacu1 -

Todo destacable sin duda.
Y son todo agradecimientos para los tres/cinco.
Gran relato Arturas!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres